El carcelero de Filipos y su familia

Q

Martes 12 de noviembre de 2019

P: ¿Me podría explicar la escritura “Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa” de Hechos 16:31?

A

R: El carcelero acababa de ser testigo de una liberación milagrosa de la prisión la cual Dios había arreglado para Pablo y Silas. Él le preguntó a Pablo qué era necesario para ser salvo, y Pablo respondió, “Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa” (Hechos 16:31). Luego Pablo y Silas predicaron el evangelio a todos los de su casa y fueron salvos (Hechos 16:32-33).

Este no es el caso en el que la fe de una persona va a salvar a los demás porque eso no es permitido. Es un caso en donde la combinación de la liberación milagrosa de la cárcel, el compartir el evangelio, y la obra del Espíritu Santo, hizo que todas esas personas le entregaran sus corazones al Señor, tal y como Pablo dijo que lo harían.